Imagen corporativa Valencia | Estudio de diseño web Prunaestudio
102
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-102,cookies-not-set,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.7.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.5,vc_responsive
 

Tu imagen corporativa

El mundo del mercado actual es tan denso, complejo y evolucionado que al entrar a él, todo proveedor se convierte en un “competidor”. Desde hace ya muchos años no basta solamente con ofrecer el producto de forma arbitraria, es necesario utilizar una serie de métodos para lograr posicionarse y asegurar la vida de nuestro proyecto comercial.

Una compañía no solo es lo que vende o lo que ofrece; también -y en gran medida- es lo que de ella se percibe. Una imagen sólida y representativa de su actividad y su filosofía de trabajo, constituyen un valor fundamental a la hora de posicionarse en el sector y de diferenciarse de la competencia.
Sebastián Haro – 2004

El punto básico de toda estrategia de marketing es la “Construcción de la Marca”: más que simplemente ofrecer nuestros productos y servicios, necesitamos lograr “existir” perdurablemente en la mente de nuestro público y ser percibidos como una “opción”; para ello es imprescindible trabajar en algo que se llama “Imagen Corporativa”.

Imagen corporativa en Valencia, Pruna Estudio

Una imagen corporativa profesionalmente desarrollada nos facilitará el trabajo en todo lo que concierne a diseño de campañas o estrategias futuras. Puesto que ya han sido sentadas las bases, será mucho más sencillo de entender para cualquier profesional de la producción gráfica o audiovisual.

Una imagen corporativa definida le otorgará coherencia a todas nuestras comunicaciones, una cualidad muy valorada en el mundo comercial.

Una imagen corporativa sólida y bien definida facilita y propicia la buena voluntad de clientes potenciales que aún no han entrado en contacto con nuestros productos /servicios. Una imagen corporativa adecuada nos ayuda a que nuestros clientes potenciales nos miren con mejores ojos, aún sin conocernos bien.

También los proveedores tienden a dar más confianza y respeto a priori a empresas con imágenes corporativas profesionalmente desarrolladas y establecidas. Muchos pequeños emprendedores piensan equívocamente que, para disponer de una buena imagen corporativa hay que hacer una gran inversión económica. Ante un mercado cada vez más competitivo, disponer de una imagen corporativa ya no es una opción, ni mucho menos un lujo del que se pueda prescindir.

Al día de hoy, la imagen corporativa de la empresa es crucial para la supervivencia de un negocio. Una pequeña empresa o Pyme debe entender que su imagen va a ser una de las mejores herramientas para obtener una respuesta favorable de sus clientes potenciales hacia su empresa. Ante la realidad actual cualquier empresa que no disponga de una estrategia de comunicación tiene pocas opciones de no fracasar. El objetivo de la imagen de una empresa es proyectar su profesionalidad, transmitir confianza a sus clientes potenciales y conseguir ser más competitivas. Hay que tener en cuenta que, ningún cliente va a confiar en una empresa si esta no trasmite todo lo que se espera de ella.

Está comprobado que más del 80% de las decisiones que realiza un cliente se basa en la imagen, es decir, compra por los ojos

La mayor parte del impacto que provoca una empresa es de forma visual, bien por su apariencia o por la forma de comportarse. El impacto que causamos a través de la imagen puede ayudarnos a potenciar nuestras venta o por el contrario a reducirlas. La primera impresión que causemos a un cliente definirá la confianza que este deposite en nosotros al igual que determinará nuestra credibilidad.